Las ventajas de ser diferente

Las ventajas de ser diferente

Una mañana nos levantamos de la cama, aturdidos mientras atinamos para calzarnos las zapatillas. Nos ponemos en pie y nos dirigimos al baño, pero antes hacemos una breve parada frente al espejo. Espejo, cristal que nos acompaña imperceptiblemente, pero que reafirma nuestra presencia, nuestra identidad, nuestro diario evolutivo. Nos miramos fijamente, analizando cada detalle de nuestra cara, de nuestro cuerpo, de nuestra mirada y de nuestro propio pensamiento.

Giramos la cabeza unas tres veces intentando buscar algo que parecemos no terminar de encontrar. Apartamos la mirada para recuperarla al instante. Seguimos inmóviles. Seguimos fijos frente al vidrio. Seguimos observando. Somos raros. Somos muy raros. Y lo peor es que somos más raros que nuestro vecino, nuestro compañero o la cajera del supermercado de abajo. Somos diferentes, ¡qué miedo!

Hay muchas lecciones importantes en la vida. Una de ellas es que nadie es igual a otro. Para bien o para mal, cada persona es un ser único en la Tierra, aunque compartamos muchas cosas en común con los demás. Eso quiere decir que aunque pensemos que somos los bichos más extraños del planeta mientras nos miramos al espejo, puede que mucha otra gente se encuentre haciendo exactamente lo mismo. Partiendo de esta base, es preciso añadir que los humanos nos comportamos por imitación, lo que significa que aprendemos de lo que hacen nuestros padres, nuestros semejantes y nuestros propios descendientes. Nos copiamos a imagen y semejanza y eso explica que entre nosotros compartamos formas de ser, formas de vestir, gustos, comportamientos y aficiones.

A pesar de todo, no hay que negar que existen personas más integradas con lo común y otras que sin embargo son más fieles a saltarse la norma. A las primeras las llamamos mayorías, las segundas son menos y por tanto minorías. No son mejores unas que otras, simplemente distintas. Las personas con discapacidad se aproximan más al segundo grupo. Son excepciones a lo común, en este caso no por decisión propia sino por determinación genética. Sin duda, se trata de personas diferentes al resto. ¿Debe entenderse esto como un defecto? ¿O puede convertirse en toda una virtud? Por supuesto, se trata de toda una ventaja.

Tendemos a asociar lo diferente y extraño con algo negativo. Cuanto menos conocemos algo, más miedo e incertidumbre nos provoca, por eso nos mostramos más reacios. Cuando hablamos de ser diferente es importante aceptar que toda diferencia es buena si se valora positivamente. El problema es cuando se toma o se marca como algo negativo. La clave reside en entender que ser diferente es algo normal. Este pensamiento debería trasladarse a todos los ámbitos de la vida diaria. Cuando hablamos de pequeños con discapacidad es crucial que sus profesores, médicos o asistentes tengan en cuenta estas pautas. Este tipo de profesionales no deberían ocultar las diferencias, sino potenciar el conocimiento y la interacción entre los niños con discapacidad y sin ella. No se trata de comparar las características de unos y otros, sino exaltar los rasgos de cada uno individualmente.

En un intento por amoldarnos por ser como los demás, es posible que nos olvidemos más de una vez de esta lección. Pero cabe recordar que ser diferente nos hace especiales. Si todos fuésemos idénticos, ¿cuán aburrido sería el mundo? Comeríamos lo mismo, escucharíamos la misma música y haríamos los mismos chistes una y otra vez. La diferencia nos hace diversos. Por no decir que, con total probabilidad, ni Steve Jobs, ni Dalí, ni Frida Kahlo eran personas comunes… ¡y han triunfado de todos modos!

No hay que abrumarse. Nos refregaremos los ojos. Levantaremos nuestros brazos, estiraremos la espalda. Bostezaremos un par de veces y volveremos a mirarnos fijamente en el espejo mientras la pereza nos abandona. Sí, somos diferentes, quizá menos incluso de lo que pensamos. Y precisamente las diferencias nos definen y nos hacen únicos. Así que jamás permitiremos que nadie nos impida ser así.

Fuente: http://fundacionandaconmigo.com/

C. Marco

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s