Sobre guardar silencio y hablar: Indios Lakotas

lakota_800x554

Nosotros los indios sabemos del silencio. No le tenemos miedo.

De hecho, para nosotros es más poderoso que las palabras…

Nuestros ancianos fueron educados en las maneras del silencio, y ellos nos transmitieron ese conocimiento a nosotros. Observa, escucha, y luego actúa, nos decían. Esa es la manera de vivir.

Observa a los animales para ver cómo cuidan a sus crías.

Observa a los ancianos para ver cómo se comportan.

Observa al hombre blanco para ver qué quiere…

Siempre observa primero, con corazón y mente quietos, y entonces aprenderás.

Cuando hayas observado lo suficiente, entonces podrás actuar.

Con ustedes es lo contrario. Ustedes aprenden hablando.

Premian a los niños que hablan más en la escuela.

En sus fiestas todos tratan de  hablar.

En el trabajo siempre están teniendo reuniones en las que todos interrumpen a todos, y todos hablan cinco, diez o cien veces… y le llaman “resolver un problema”.

Cuando están en una habitación y hay silencio, se ponen nerviosos. Tienen que llenar el espacio con sonidos.

Así que hablan impulsivamente, incluso antes de saber lo que van a decir.

A la gente blanca le gusta discutir. Ni siquiera permiten que el otro termine una frase. Para los indios esto es muy irrespetuoso e incluso muy estúpido…

Siempre interrumpen.

Si tú comienzas a hablar, yo no voy a interrumpirte. Te escucharé.

Quizás deje de escucharte si es desagradable lo que estás diciendo.

Pero no voy a interrumpirte… cuando termines, tomaré mi decisión sobre lo que dijiste, pero no te diré nada si no estoy de acuerdo, a menos que sea importante… por el contrario, simplemente me quedaré callado y me alejaré.

Me has dicho lo que necesito saber…

No hay nada más que decir.

Pero eso no es suficiente para la mayoría de la gente blanca.

La gente debería pensar en sus palabras como si fuesen semillas.

Deberían plantarlas, y luego permitirles crecer en silencio.

Nuestros ancianos nos enseñaron que la tierra siempre nos está hablando, pero que debemos guardar silencio para escucharla.

Existen muchas voces además de las nuestras.  Muchas voces…

“Guarda tu lengua en la en la juventud” dijo el viejo jefe Wabashaw, “y en la madurez quizá madures un pensamiento que sea de utilidad a tu pueblo”.

(Ohiyesa/Dr.Charles A. Estman, Dakota santee, 1902)

Los Lakota, pertenecientes a la Gran Nación Sioux de Norteamérica, son dueños de una rica espiritualidad y un profundo respeto por toda la vida visible e invisible. La palabra Lakota significa “considerados amigos” o “alianza de amigos”.

El Propósito de los Lakota:

Existe una manera de vivir a la que los Lakota llaman “Caminar en la Belleza.” Se dice que uno Camina en la Belleza cuando tiene su Tierra (parte física) y su Cielo (espiritualidad) en Armonía. O dicho en otras palabras vive para el Espíritu pero con los pies en la tierra.

La intención de los Lakota es Caminar en la Belleza.

Que Wakan Tanka, el Gran Misterio, ilumine nuestro camino.

Oración Lakota:

Wakan Tanka, Gran Misterio

Ayúdame a confiar en mi corazón,

en mi mente, en mi intuición,

en mi sabiduría interna,

en los sentidos de mi cuerpo,

en las bendiciones de mi espíritu.

Enséñame a confiar en estas cosas,

para que pueda entrar en mi

Espacio Sagrado y amar,

más allá de mi miedo

y así, Caminar en Equilibrio

con el paso de cada glorioso Sol

y gloriosa Luna.

Como descripción del video, en YouTube se encuentra redactada la siguiente explicación la comparto con vosotros:

LAKOTAS – MÚSICA, IMAGENES Y TEXTO.

¡Abran los ojos, los oídos y la mente y suban el volumen!

La etnia Lakota, de las praderas de la orilla norte del Río Missouri. Llevaban vida sedentaria, que se transformó en nómada, debido al empuje recibido por los colonos que venían a traer la “Civilización” a esas tierras.

Eran cazadores de los legendarios bisontes o búfalos. Se alimentaban de su carne y con sus pieles confeccionaban sus ropas y los característicos “Tipi” de forma cónica, armado con un haz de ramas atadas en la parte superior, abiertas en la inferior, cubiertas por cueros, que decoraban con pinturas.

La persona que dijo estas palabras hizo historia, y vivía dentro de una verdadera filosofía de vida, de respeto hacia el otro, incluyendo a la naturaleza, siendo parte de la misma, manteniendo un perfecto equilibrio que hoy llamamos ecológico.

Respetemos las culturas antiguas americanas, así como nos fascinamos con las pirámides egipcias, o las columnas romanas.

Aquí florecieron culturas con grandes pensamientos filosóficos, como visión, idioma, banderas y arte, como sus pinturas, música y danzas.

VERDADERAS NACIONES.

Extractos del libro “Ni lobo ni perro. Por senderos olvidados con un anciano indio” de Kent Nerburn.

Fuente: http://elmagicodespertardelossentidos.blogspot.com.ar

C. Marco

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s