Nueve tipos de personas: El Eneagrama de Personalidad

¿Y si un trozo de madera descubriese que va a formar parte de un violín Stradivarius?…

¿En qué es lo que tú crees que te puedes llegar a convertir?

Alguna vez en la vida, todos nos hemos preguntado ¿Esto es lo que quiero ser? ¿Qué es lo que estoy buscando? ¿Por qué no me entienden? o ¿Por qué siempre tropiezo en la misma piedra? Estas son algunas de las preguntas a las que da respuesta el Eneagrama. Nos enseña nueve estilos de personalidad, con nueve puntos de vista diferentes, estilos de comunicación, valores, miedos, habilidades, necesidades, formas de resolver problemas… y todas ellas distintas entre sí.
El Eneagrama es una herramienta psicológica que nos permite conocer nuestras habilidades y limitaciones reales, nos ayuda a mejorar las relaciones con quien nos rodean (compañeros, amigos, familiares), ya que podemos entenderles desde su personalidad y no solamente desde nuestro único punto de vista, nos muestra cómo sólo percibimos una parte de la realidad y a conocer cómo la ven los demás.
Se está extendiendo desde el crecimiento personal y la psicoterapia, hasta los departamentos de RR.HH. en múltiples empresas, los directivos de la CIA, Microsoft, IBM, Google, Sony, Escuela de Negocios de Harvard, Disney, Time Warner, L’Oreal, General Electric, Deutch Bank, Pfizer, Pizza Hut, Hotel Ritz… entre otros, utilizan el Eneagrama para conocerse a sí mismos, a los miembros de su equipo y a sus socios; de ese modo, aumentan la calidad y productividad de su trabajo, además de sus relaciones, potenciando una comunicación eficaz (cómo se comunica cada estilo), desarrollo de equipos de trabajo (roles, interacción, etc.), el liderazgo (modos de liderazgo), gestión de conflictos (qué molesta a cada estilo y cómo reacciona), entre otros.
La psicología de los nueve tipos se remonta por lo menos al Siglo IV. Sin embargo fue el boliviano Oscar Ichazo quien, a comienzos de los años cincuenta, descubrió la conexión entre el símbolo eneagrama y los 9 tipos de personalidad. Viajó por el mundo comparando teorías y culturas, comenzando a destilar lo que había aprendido.
En 1970, el famoso psiquiatra Claudio Naranjo, que estaba desarrollan­do un programa de terapia gestalt en el Instituto Esalen de Big Sur (Califor­nia), empezó a investigar el Eneagrama con sus estilos de personalidad. El uso de paneles o grupos se lo debemos a Naranjo, quien empezó a enseñar el sistema a grupos de la Universidad de Berkeley (California) y a partir de allí, su enseñanza se exten­dió rápidamente.
Si conocemos los diferentes estilos de personalidad podremos hablar el mismo idioma.
Eneatipo 1El reformador. Desean hacer lo correcto y se esfuerzan por mejorar todas las cosas. Son idealistas con sólidos principios, muy perfeccionistas, críticos, con mucha ira reprimida, disciplinados y ordenados. Hay muchos personajes históricos con este estilo de personalidad, algunos de ellos son Margaret Tatcher, Juana de Arco, Mercedes Milá o Mahatma Gandhi, y otros tantos de ficción, entre ellos tenemos a la Srta. Rottenmeyer y Mary Poppins.
Eneatipo 2El ayudador. Desean ser amados, necesitados y apreciados, por eso están orientados hacia los demás. Son generosos, preocupándose de las necesidades ajenas tomando un rol parental. Suelen ayudar o seducir para conseguir lo que necesitan y precisan ser correspondidos. Algunos de este estilo de personalidad son Sara Montiel, Eva Perón, Bill Cosby o la Madre Teresa de Calcuta, entre los de ficción tenemos a Wendy (Peter Pan) y Lois Griffin (Padre de Familia).
Eneatipo 3El triunfador. Desean sentirse valiosos y deseables. Están muy seguros de sí mismos, con gran habilidad social, son buenos comunicadores, camaleónicos, altamente competitivos, vanidosos y orientados al éxito. Su imagen es muy importante, preocupándose por lo que los demás piensen de ellos. Dentro de este estilo encontramos a Julio Iglesias, Oprah Winfrey, Cristiano Ronaldo o Michael Jordan. Entre los de ficción tenemos a James Bond.
Eneatipo 4El Romántico. Desean crear y rodearse de cosas bellas, suelen sentir lo contrario al grupo (individualista). Son muy románticos, temperamentales, sensibles y compasivos. Sienten que son diferentes o extraños y tienen necesidad de conmover. Buscan un salvador. Son profundamente creativos, por lo que muchos son artistas como por ejemplo Johnny Deep, Jim Morrison, Frida Kahlo o Edgar Allan Poe, entre los de ficción Eduardo Manos-tijeras y Krusty (los Simpson).
Eneatipo 5El investigador. Desean obtener conocimiento y entender las cosas que les rodea. Su frase sería “el conocimiento es poder”. Son introvertidos, curiosos, no les gusta mucho el contacto físico y marcan un distanciamiento emocional, pero crean cosas increíbles para los demás. Algunos de ellos son Albert Einstein, Bill Gates, Isaak Asimov o Howard P. Lovecraft, y otros tantos de ficción, entre ellos tenemos a Spock (Star Treck) y Sheldon Cooper (serie Big Bang Theory).
Eneatipo 6El leal. Desean tener seguridad y tranquilidad. Son personas miedosas, que lo combaten de dos formas. Los contrafóbicos se enfrentan a él (bomberos) y los fóbicos huyen o se someten. Suelen dudar y desconfiar de todo e intentan prevenir futuros problemas. Cautivadores, reactivos, leales y prácticos. Son ambivalentes (belicosos y sumisos / duros y dulces), con un humor sarcástico. Entre ellos tenemos a J. Edgar Hoover, Bruce Springsteen, Alfredo Landa o Woody Allen, entre los de ficción tenemos a Sam (EL Señor de los Anillos) y Brian (Padre de Familia).
Eneatipo 7El entusiasta. Desean mantener su libertad, evitar el aburrimiento y el dolor. Les encantan las nuevas experiencias y tener siempre opciones, no les gustan los límites. Son alegres, optimistas, confiados, espontáneos, permisivos, distraídos, rebeldes, indisciplinados, productivos y con múltiples talentos que no suelen desarrollar por falta de constancia. Algunos de los personajes conocidos con este estilo de personalidad son Jim Carrey, Walt Disney, Robbie Williams o Leonardo Da Vinci, de ficción Peter Pan y Willy Wonka (La fábrica de chocolate).
Eneatipo 8El desafiador. Desean tener el control de todas las situaciones, probar su fuerza y resistir la debilidad. Son autoritarios, dominantes, vengativos, desafiantes, rebeldes, apasionados, decididos y autónomos. Buscan el poder y control, necesitan intensidad en todo, detestan la debilidad propia y ajena. Como ejemplo podemos ver a Julio Cesar, Frank Sinatra, Hugo Chávez, o Pablo Picasso, de ficción a Bender (Fururama) y el Dr House.
Eneatipo 9El pacificador. Desean crear y mantener estabilidad (paz) a su alrededor. Son humildes, conformistas, amables, modestos, bondadosos, distraídos, olvidadizos y apáticos. Evitan los conflictos, se dejan explotar y son muy perezosos, sobre todo a la hora de tomar decisiones. Entre los personajes con este estilo de personalidad están el Dalai Lama, Ringo Starr, Nelson Mandela o Mariano Rajoy, entre los de ficción tenemos a Sancho Panza y Marge Simpson.
Fuente: desQbreJesús Seijas Queral (Psicólogo).
C. Marco
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s